NACHO MUR “LA M.O.D.A.” / PRESENTACIÓN (ENTREVISTA)

2 semanas hace escrito por

El pasado 29 de Septiembre el grupo Burgalés La Maravillosa Orquesta del Alcohol lanzó su nuevo trabajo de estudio Salvavidas (De las balas perdidas) (2017) después del éxito conseguido con La primavera del invierno (2015) .

Con esta nueva gira, que ha comenzado en Burgos con dos fechas y el cartel de “Entradas agotadas” colgado en ambas, harán dos paradas en Galicia, Vigo (Sala Master Club, 10 de Noviembre) y Santiago (Sala Capitol, 11 de Noviembre).

Por este motivo, hoy entrevistamos a Nacho Mur, guitarrista de la banda.

Buena Calle: Comencemos con un par de preguntas sencillas, ¿De donde procede el nombre del grupo?

Nacho: El nombre de La Maravillosa Orquesta del Alcohol realmente viene de que es un reflejo de lo que pasaba en el local de ensayo en los primeros tiempos. Unos chavales que se juntan para tocar, calmar sus inquietudes musicales y beberse unas cervezas, lo que hacen todos los chavales. Nos dimos cuenta de que el acrónimo era La M.O.D.A. y nos gustó la idea. Ahora tenemos dos nombres que utilizamos dependiendo del sitio, y aunque surgiera de manera espontánea estamos muy contentos con él.

BC: ¿Y la estética? Porque es algo muy característico vuestro y que llama la atención a simple vista.

N: Pues es también algo muy casual. Un día nuestro bajista (Jorge Mariscal) apareció con la camiseta blanca de tirantes, que es lo más característico de la banda, y desde entonces se tomó como vestuario porque nos gustaba la idea de dar la imagen de un grupo como un bloque, que no fuera la personalidad de cada uno, sino una cosa conjunta. Además es una prenda como de trabajador, aparte  de ser barata, aunque a veces pasemos frío (risas)

BC: ¿Cuáles son vuestras principales fuentes de inspiración musical?

N: Como somos tantos, tenemos muchas influencias, nos gusta muchísima música diferente. En la furgoneta podemos escuchar desde Flamenco hasta Hardcore. En los grupos que tenemos en común, están por ejemplo Bob Dylan, Johnny Cash o The Clash. Con respecto al último disco, se puede apreciar una vista hacia la música de Edith Piaf, porque hay una influencia de música francesa. Por otro lado, vamos como por épocas; con Salvavidas (De las balas perdidas) hemos intentado investigar un poco en la música popular europea y de la península, ritmos castellanos. Podemos escuchar desde Feten Feten a Depedro o Social Distorsion.

BC: ¿Qué parte de la creación de un nuevo trabajo disfrutáis más?

N: Cada fase tiene su encanto. Nos gusta mucho lo que es la composición como tal y meternos en un local a arreglar los temas, porque es un proceso que tiene algo mágico; Ver cómo de una canción muy básica, de solo un esqueleto, pasa a como está en el disco, a mí  en concreto me gusta mucho esa parte, el arreglo de los temas y ver cómo se transforman. Luego la grabación es un disfrute, de investigar los sonidos, que haya ese momento de volvernos un poco locos y echar horas en tomar decisiones como qué ampli utilizar, si aquí metemos esto antes que aquello… No sabría elegir, hacer música es muy bonito, y cada fase lo es, cada una tiene algo especial.

BC: ¿Qué progreso habéis notado entre No Easy Road (2011) o ¿Quién nos va a salvar? (2013) y este último disco?

N: Sólo como personas y como músicos hemos cambiado, hemos evolucionado. Con los años vas aprendiendo cosas, y la música ha cambiado al igual que nosotros, pero seguimos con las mismas ganas que al principio; juntarnos y hacer música volcando en las canciones lo que sentimos y luego salir a tocar y a sudar en directo, que es lo que nos gusta en los conciertos. Algo que también ha cambiado es el entorno, porque ahora viene más gente a vernos, pero nosotros seguimos con las mismas ganas y seguimos haciendo las cosas igual, llevando todo nosotros, de la misma manera.

BC: ¿Por qué Salvavidas (De las balas perdidas)? ¿Qué nos quiere contar?

N: El disco no es un disco conceptual, pero sí es verdad que gira un poco alrededor de las emociones humanas, y hablamos mucho de esas “balas perdidas”, de la gente a la que se suelen referir como “los nadie”, que son los trabajadores, lo que somos todos, esos “Héroes del Lunes” que se levantan temprano para trabajar. Y por otro lado, ese salvavidas es la música, como un vehículo de unión entre la gente. Habla un poco de eso, de sacar los demonios que tenemos dentro cada uno y mirar hacia dentro y hacia fuera, las cosas que nos gustan y que no nos gustan. En este disco justamente si que queríamos darle un toque de esperanza, más luz en algunas letras. Creemos que hablamos de emociones en las que la gente puede verse reflejada. Hablamos mucho de lo que vemos fuera, porque tocamos un instrumento pero vivimos en esta sociedad como cualquiera, pero contamos más de lo de dentro, de sacar los miedos y las dudas.

BC: ¿Cuáles fueron vuestras principales inspiraciones en cuanto a temas a la hora de componer?

N: Hay una dualidad, hay unas canciones que hablan más de lo social, de la unión entre la gente y la música como salvavidas y como vínculo, y por otra parte las emociones personales y de cada uno, que de alguna manera acaban siendo comunes en todo el mundo, porque todos acabamos teniendo los mismos miedos o las mismas dudas. Sentimientos, como dije antes, con los que cualquiera se puede sentir identificado a la hora de escuchar las canciones.

BC: ¿Con qué canción te quedarías tú personalmente y por qué?

N: Es una decisión difícil, porque llevamos tanto tiempo trabajando en las canciones que me puedo decantar por una o por otra por razones de diferentes tipos como la que más me gusta tocar, la que más me gustó grabar… Pero si que Himno Nacional me gusta especialmente, porque engloba muy bien diferentes elementos del disco, el recitado del final, que es bastante característico, el estribillo me parece increíble… Por lo que me quedaría con esa. Es como cuando te preguntan cuál es tu hijo favorito. Las hemos trabajado con tanto cariño que es difícil decidirse.

BC: ¿Qué sentís cuando salís al escenario y os encontráis con una sala llena de gente que ha ido allí a veros exclusivamente a vosotros?

N: Agradecimiento lo primero, porque es increíble coger una furgoneta, irte a 700km de tu casa y que haya gente queriendo escuchar las canciones, y hay que valorarlo siempre, y no acostumbrarse. Luego obviamente lo disfrutamos, porque lo que nos gusta es tocar, ir a la sala y que el público sude y salte con nosotros. Esperamos que siga siendo así y que a la gente le sigan llegando las canciones y que quieran seguir viniendo a los conciertos, porque es una alegría.

BC: ¿Qué tema de todo vuestro repertorio tiene más respuesta en directo?

N:  Realmente con la nueva gira llevamos sólo dos conciertos, y nos queda toda por delante, pero nos ha sorprendido que la gente se sabe las nuevas canciones de arriba a abajo y ha sido increíble, porque no pensé que iba a ser así, pensé que las canciones antiguas iban a tener mayor respuesta, pero para nada, ha sido brutal. La gente al final se acaba haciendo a las canciones antiguas como Nómadas, pero era increíble ver como cantaban Heroes del Sábado.

BC: ¿Cómo ha sido la acogida del público en vuestras anteriores visitas a Galicia?

N: Muy bien! De hecho, el primer concierto de La M.O.D.A. fuera de Burgos fue en A Coruña, por lo que hay algo especial con Galicia, a parte de habernos acogido siempre genial. Y ahora tenemos unas ganas tremendas de ir para allá, que el viernes 10 y el sábado 11 estaremos en Vigo y en Santiago y va muy bien la venta de entradas.

BC: ¿De qué tema de todos os sentís más orgullosos?

N: Es una decisión difícil, pero ahora mismo nos sentimos muy orgullosos del último disco, porque creemos que tiene un valor como disco al completo y no sólo como canciones sueltas, ya que hemos intentado plasmar y transmitir cosas nuevas y lo hemos trabajado muy bien y a la gente le está gustando mucho y le está llegando, por lo que estamos muy felices. Orgullosos de todos, aunque sea una respuesta un poco futbolística (risas)

BC: ¿Cuál es vuestra mayor aspiración, meta o sueño como grupo?

N: Ahora mismo, tal y como están yendo las cosas, aunque suene poco ambicioso, que podamos seguir así es un regalo; que podamos seguir sacando discos y la gente viniendo a los conciertos es una maravilla que hay que valorar y no no hay que acostumbrarse, porque es algo que se trabaja cada día y se va ganando, ya que si tu haces algo mal, la gente deja de venir a los conciertos o deja de comprar discos. Por otro lado, un sueño sería poder ir abriendo caminos nuevos, como ir a lugares diferentes fuera de España. Ya hemos estado en México, y algo maravilloso sería poder volver, o ir a Argentina. Que la música nos regale viajar es lo mejor. Con eso estamos más que satisfechos.

BC: ¿Tenéis algún ritual antes de salir al escenario? Así como algo que hagáis siempre o un amuleto que llevéis con vosotros.

N: Sí (risas), tenemos un ritual que no es muy glamuroso tampoco, pero antes de los conciertos nos reunimos en el camerino todo el equipo (nosotros, técnicos de luces y sonido y demás) y vamos repasando una a una las canciones del setlist, hablando de la canción. Lo hacemos siempre, desde el principio. Vamos tema a tema diciendo cosas de las que nos tenemos que acordar por ejemplo, y nos sirve para concentrarnos en el concierto y en lo que vamos a hacer, y al terminar ya salimos al escenario.

BC: Y la última pregunta, ¿Con qué dos palabras describirías la esencia de La Maravillosa Orquesta del Alcohol?

N: Pues mira, te diría, canciones y sudor. Porque lo importante son las canciones, y eso en el directo combinado con la energía, es lo que define un poco La MODA.

 

Reportera: María Pol

Article Tags:
Article Categories:
Reportajes & Entrevistas
banner

Los comentarios están cerrados.